¡AL PARQUE DE ATRACCIONES CON KATY PERRY!

La prolongada pausa musical de Katy Perry ha valido la pena. La pop star norteamericana se ha replanteado su pop excesivamente edulcorado y ñoño para pasar a sonar mucho más sofisticada que de costumbre. Su nuevo single, Chained By The Rhythm, es un tema funky que, poco a poco, se mete en la cabeza para hacernos la vida mucho más divertida. Con él (y con sus remezclas), Katy se asegura sonar en las pistas de baile y muestra una faceta que le reconcilia con ese público que ya la veía como una artista demasiado… ¿infantil? Supongo que para equilibrar la balanza, el vídeo del single en cuestión es un espectáculo de colores pastel y diseños futuristas que tiene un parque de atracciones como protagonista. Sin embargo, tras sus atracciones se encierran críticas hacia la era Trump que vive Estados Unidos y el mensaje subliminal que se transmite denuncia la actual falta de libertad individual que tanto valora y defiende Katy. Los efectos especiales son muy impactantes y la cantante está perfecta con un look que rinde tributo a la familia espacial Jetsons de Hanna-Barbera.