HARRY STYLES YA VUELA MUY ALTO, LITERALMENTE

Era muy obvio que su carrera en solitario tras los intensos locos años en los que triunfó gl0balmente con One Direction iba a empezar con buen pie. Y así ha sido. Harry Styles siempre fue el más carismático y el que mejor voz tenía en la citada boyband, y a ello hay que añadir su estupendo gusto al vestir. Tras su etapa Saint Laurent, se ha convertido en el mejor embajador que la firma Gucci podía pedir (con permiso de Jared Leto, claro) y de ella es el abrigazo de estilo militar (y los botines) que luce en el vídeo de su primer hit, Sign Of The Times. El jersey de ochos que lleva debajo es de Burberry, otra de sus firmas fetiche. El tan esperado clip nos muestra al ídolo pop desafiando las leyes de la gravedad sobre los preciosos paisajes escoceses de la Isla de Skye y las épicas imágenes cuadran a la perfección con el estilo de una balada rockera que ha sorprendido a muchos, para bien y para mal. Dejando a un lado polémicas musicales, lo más interesante es que Styles ha decidido grabar la música que le gusta y que le apetece. Ya era hora después de años en los que cumplió a la perfección con el papel que se le adjudicó en One Direction. Es hora de que madure como solista y esto… no ha hecho más que empezar.