PREMIOS EMMY 2018: LAS PEOR VESTIDAS

De tal palo… tal astilla. Es lo que podría resumir la aparición de Tracey Ellis Ross, hija de… Diana Ross. Todo un exceso en rosa mal ejecutado que no tiene des-per-di-cio. Aparte de ella… una cursi Michele Dockery que ha defraudado (y mucho) a su legión de fans, una incomprensible Elisabeth Moss, una Kirsten Dunst con el escote a punto de estallar… y un sin fin de «celebrities» tan solo conocidas en USA que han dejado bien alto el listón del mal gusto a la hora de vestirse para una gala como la de los PREMIOS EMMY. Pasen y vean el lamentable espectáculo de moda sobre la alfombra amarilla.