Y POR FIN… TAYLOR SWIFT ALZÓ SU VOZ EN FAVOR DE LA COMUNIDAD LGBTQ+

Se acerca la edición del séptimo álbum de TAYLOR SWIFT, la pop star global más poderosa del planeta (con permiso de Ariana Grande, claro). Y mientras en sus dos anteriores trabajos parecía muy preocupada por su sexualizar su imagen al máximo para dejar atrás su ñoñería innata, ahora… ha decidido apoyar públicamente a la comunidad LGBTQ+.

Con una base electrónica y mucha purpurina, Swift nos invita a conocer el camping (¿o glamping?) más gay del verano 2019 y aprovecha para cargar contra esa homofobia que no entiende por qué todos y todas somos diferentes y únicos en nuestros géneros. El single You Need To Calm Down posiciona a la estrella «para todos los públicos» en una nueva dimensión en la que, la verdad, parece sentirse muy, muy cómoda (¿le habrá terminado de abrir la mente la estupenda cantante de country pop Kacey Musgraves?).

En el tema Swift incluso hace referencia a la organización GLAAD (Gay and Lesbian Alliance Against Defamation) de Estados Unidos, que se dedica a promover imágenes objetivas de la comunidad LGBTQ+ en los medios de comunicación: «Why are you mad when you could be GLAAD? (¿Por qué estás enojado cuando puedes estar ‘alegre’?)». Y, atención, se deja acompañar por celebrities realizando… ¡22 cameos! De los chicos del reality Queer Eye a los mismísimos Ru Paul o Ellen DeGeneres, pasando por Ryan Reynolds, Billy Porter, Ciara, Adam Lambert o… ¡Katy Perry! Con la que se reencuentra al final del vídeo para acallar de una vez por todas los malos rollos que siempre les han vinculado.

El resultado da que pensar teniendo en cuenta que estamos viviendo el Pride Month 2019 alrededor del mundo y que, últimamente, todo el mundo se apunta a lucir los colores del arco iris. Sin embargo… Swift actuó por sorpresa en el Stonewall Inn de Nueva York y ha pedido públicamente a sus millones de fans que firmen en Change.org para conseguir aprobar la ley que prohiba que prohiba la discriminación de la comunidad LGBTQ+ en Estados Unidos.